Diferencias entre la ELA y esclerosis múltiple

Tanto la esclerosis lateral amiotrófica (ELA) como la esclerosis múltiple (EM) son dos condiciones neurológicas y comparten algunos síntomas, pero son enfermedades diferentes. Te presentamos cuáles son las diferencias entre la ELA y esclerosis múltiple.

La esclerosis lateral amiotrófica (ELA) y la esclerosis múltiple (EM) son dos enfermedades neurológicas que afectan al sistema nervioso y tienen muchas similitudes, por lo que es normal que muchas personas las confundan. No obstante, se tratan de dos condiciones diferenciadas, tanto en el curso de la enfermedad como en el tratamiento que requieren.

Factores básicos sobre la esclerosis lateral amiotrófica y la esclerosis múltiple

La ELA, también conocida como enfermedad de Lou Gehrig, es una enfermedad crónica progresiva que daña a las neuronas motoras, que controlan los movimientos voluntarios. Esto provoca el deterioro de estas neuronas, de forma que con el tiempo el cuerpo no responde a las órdenes que recibe del cerebro y, en etapas tardías de la enfermedad, provoca parálisis.

En cambio, la EM es una enfermedad que afecta a la mielina, la sustancia que protege los nervios. Esto hace que las señales que envía el cerebro tengan más dificultades para transmitirse y aparezcan varios síntomas. Aunque algunos tipos de EM son progresivos, lo más habitual es que no lo sea y es muy raro que la EM sea mortal.

Síntomas de la ELA y de la EM: principales diferencias

Al ser ambas enfermedades neurológicas, hay muchos síntomas que aparecen tanto en la esclerosis lateral amiotrófica como en la esclerosis múltiple. No obstante, hay algunas diferencias clave:

  • La debilidad muscular, las dificultades para hablar o los problemas para tragar suelen ser algunos de los primeros síntomas de la ELA.
  • En el caso de la EM, algunos primeros síntomas comunes son las parestesias o los problemas de visión.
  • La ELA se caracteriza por un empeoramiento gradual y constante, mientras que la EM suele presentarse en brotes que remiten (salvo los tipos progresivos).
  • Las dificultades cognitivas son comunes en la EM, mientras que son raras en la ELA.
  • Las personas con ELA suelen desarrollar mayor deterioro físico.
  • Las personas con ELA, con el tiempo, tendrán debilidad en sus funciones motoras que afectarán todos sus movimientos voluntarios.

Quién tiene más probabilidades de ser diagnosticado con ELA o con EM

De las dos condiciones, la esclerosis múltiple es mucho más común que la esclerosis lateral amiotrófica. También se diferencian por el tipo de persona que es diagnosticada más frecuentemente:

  • La EM es una de las enfermedades neurológicas más comunes entre las personas jóvenes de entre 20 y 40 años.
  • La ELA afecta especialmente a personas de entre 40 y 70 años.
  • Hay más mujeres diagnosticadas con EM, mientras que en la ELA pasa lo contrario y el diagnóstico es más frecuente en hombres.
  • La EM es más común entre las personas caucásicas, mientras que la ELA afecta a todos los grupos por igual.
  • La ELA puede ser heredada, mientras que con la EM, aunque existe un factor genético, no podemos hablar de enfermedad hereditaria.

Aunque no existe cura para ninguna de las dos enfermedades, existen tratamientos que pueden ayudar a gestionar los síntomas y a frenar la progresión de la discapacidad. Ambas condiciones se benefician también de la rehabilitación como medio para ganar más calidad de vida.

Referencias

MS vs. ALS: Similarities and Differences. Verywell Health. Disponible en: https://www.verywellhealth.com/als-and-ms-symptoms-2440783

What’s the Difference Between ALS and MS? Web MD. Disponible en: https://www.webmd.com/multiple-sclerosis/ms-or-als

ELA y esclerosis múltiple, ¿es lo mismo? Fundación Luzón. Disponible en: https://www.ffluzon.org/blog/actualidad-1/ela-y-esclerosis-multiple-es-lo-mismo-21#:~:text=Por%20otro%20lado%2C%20la%20enfermedad,los%20movimientos%20voluntarios%2C%20las%20motoneuronas.

Fuente: https://www.fem.es/es/diferencias-entre-la-ela-y-esclerosis-multiple/